Tiempo 555: Canciones inmediatas. 1981-1983

Disco: Canciones inmediatas. 1981-1983
Autor: Tiempo 555
Año: 2016
Sello: Domestica Records

El sello Domestica Records desentierra de las catacumbas electrónicas, los sonidos de esta banda zaragozana que atendían al nombre de Tiempo 555 y que, en sus tiempos (principios de los 80s), tan sólo consiguieron meter un par de temas en un recopilatorio. Ahora se les hace justicia con la edición de este Ep por parte de la disquera barcelonesa, especialista en sonidos experimentales, tanto nacionales como foráneos.

El disco de siete temas lleva por título 'Canciones inmediatas. 1981-1983'. Ha sido remasterizado (a partir del master original) por Yves Roussel y se presenta en una tirada de 350 copias que verá la luz el próximo 14 de Diciembre.

Esta es la bio-secuencia que publica Domestica Recoreds como promoción del disco:

Finales de 1981. Marino ha dedicado los últimos años a construir instrumentos electrónicos: un sintetizador modular (SAM), un secuenciador analógico con matriz de disparo, un mini-sintetizador de percusión de 4 elementos, y una magna reverberación de muelles triples en rack. Es domingo por la mañana y está en su casa, en un barrio en la periferia de Zaragoza, experimentando con sus máquinas. Se oye una música justo en la misma habitación del piso de arriba. Algo electrónico, con caja de ritmos. Tiene que ser la radio… No, no es la radio. La música, a veces, se detiene un momento y después vuelve a empezar… ¡Alguien está ahí arriba con sintetizadores! O bien se trata de sonidos que llegan desde el futuro… Ésta última opción prefiere no tenerla en cuenta, por el momento.

Decide subir, se presenta y conoce a Félix, su vecino que todavía no vive en ese piso, y que como él está tocando con un sintetizador de guitarra y una caja de ritmos KR55. Fascinante todo.

Es una afortunada coincidencia. Marino, 19 años, estudiante de ingeniería y Félix, 25 años, que ha acabado medicina, deciden ese mismo día que van a juntar sus artilugios para experimentar y hacer algo parecido a canciones. Entre los dos reúnen admiración por Kraftwerk, DAF, Kinks, King Crimson.

Manos a la obra. Primero hay que hacer que las máquinas se conozcan entre sí y se lleven bien. Una vez sincronizados el secuenciador, las cajas de ritmos y el sintetizador modular, los meses que siguen discurren probando sonidos, secuencias, percusiones, y sobre ellas la guitarra y la voz de Félix. No hay un objetivo definido… sólo el placer de las máquinas emitiendo sonidos sobre los que disponer acordes y melodías. Se establece un método muy simple que funciona bien: empezar siempre con una base secuenciada de bajo y batería que describe un esbozo del tema, sobre el cual se construye la estructura, las melodías, y la letra. El interface hombre-máquina reporta: “OK”.

Verano de 1982. En la ciudad se convoca el I Concurso de Rock Ciudad de Zaragoza, y después de algunas dudas Marino y Félix deciden participar. Bueno, es evidente que no son un grupo de rock, pero este primer concurso es lo que hay y pretender en esa época algo parecido que esté orientado a electrónica es pura ciencia ficción. Hay poco tiempo y preparan a toda prisa 2 canciones para participar: 'La vuelta' y 'A través del espejo'. ¡Ah! Es necesario un nombre para el grupo… Se llamarán Tiempo 555. El nombre es una referencia al chip electrónico 555, un célebre controlador de tiempo utilizado en muchos circuitos del sintetizador SAM. Resultan seleccionados y actúan en el que es su primer directo, en la fase primera del concurso. No resultan elegidos para pasar a la final del concurso de rock. Su primera aventura en el mundo exterior ha sido breve, muy breve. Tras el evento, el grupo vuelve a su actividad regular en la habitación de las máquinas.

Enero de 1983. Aparece otro concurso: el del programa Don Domingo de Radio 1 (Radio Nacional de España), en su edición II. Éste es más serio, y el premio consiste en la grabación de un LP conjunto con los cinco grupos finalistas, editado por RTVE; todo un lujo entonces. El jurado está compuesto por críticos y músicos que son de lo más célebre del panorama del país; incluso cabe suponer cierta “modernidad” de cara a un grupo de sintetizadores. De nuevo a correr, perseguidos por el tiempo. Graban la canción que entonces llevan en curso, 'Vuelo en el reloj', y la envían al concurso. Bien, resultan seleccionados.

En este momento se incorpora al grupo Ángel, 17 años, teclista en una orquesta de baile en la que también está Marino. Un teclista versátil de verdad que además hace coros a la voz de Félix. Viene acompañado de su Siel Cruise, un sintetizador analógico polifónico que es algo de valor incalculable en ese tiempo. La primera máquina en el grupo capaz de emitir acordes, aparte de la guitarra de Félix. Una adición perfecta para “engrosar” el sonido.

La grabación de las canciones es ciertamente rudimentaria: una pequeña mezcladora hifi de 6 canales suma el sintetizador SAM, la caja de ritmos, el Siel Cruise, la guitarra directa a través de un pedal de distorsión indescriptible y dos micrófonos realmente malos. Todo en riguroso y ancestral mono: allí no hay ningún botón de panorama en ninguna parte. Sólo volumen por canal. Todo suena, se toca y se canta en vivo en una solo pasada, siendo grabado en una pletina de cassette. Allí acaba la grabación, almacenada para siempre en una cinta de cassette de cromo.

La primera eliminatoria del concurso es en un club de la ciudad en directo, retransmitida por Radio 1 dentro del programa Don Domingo y con votación del jurado a continuación. Todo ello el domingo por la mañana, claro. El grupo, ahora trío, graban y preparan 'Semillas del Sol' y 'Siempre fuiste así'. Logran pasar. La segunda eliminatoria es similar, y para ella graban y presentan otras dos canciones inmediatas: 'Urnas de cristal' y 'Síguelo'. De nuevo pasan… a la final. La final es en junio en Madrid, con los 5 grupos finalistas. No ganan, pero graban en los estudios de la radio las dos últimas canciones, que al poco son publicadas en un LP conjunto titulado 'En el transistor'. Ese era el objetivo. La sensación al recibir las copias del LP es contradictoria. El sonido es pulcro, como corresponde a un estudio de grabación de verdad. Sin embargo, le falta cierta “aspereza” intencional. Es un caso que se repite a menudo en este tipo de discos, en el cual no existe ninguna figura de productor y todo queda en el criterio de los técnicos del estudio, que normalmente se limitan a que el sonido sea “limpio” (no es culpa suya, como es natural). En cualquier caso, como recuerdo sonoro están contentos de haberlo conseguido.

Fin. Durante un breve tiempo el grupo continúa su actividad. Diversas ocupaciones extra-musicales de sus integrantes hacen que el proyecto se diluya, el mismo año 1983. Marino, Félix y Ángel continúan (hasta hoy) con peripecias musicales individuales de diversa consideración, y siguen siendo amigos. En ese transcurso, la familia de criaturas sintéticas musicales sigue creciendo…

Tracklist:

01. La vuelta
02. Semillas del Sol
03. Siempre fuiste así
04. Vuelo en reloj
05. A través del espejo
06. Síguelo (versión maqueta)
07. Urnas de cristal (versión maqueta)

[Fuente: domesticaorder.com]

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada